The Full Story

About Us

Mar de Luna es una marca de joyas hechas a mano y con AMOR. Creemos en el cosmos, las energías, el destino, los santos que nos protegen y el poder de los materiales y esto es lo que queremos transmitir con cada pieza y su significado detrás. Cada pieza contiene una parte de mi corazón y esta elaborada con la intensión de empoderar a la mujer que la usa tanto como nosotras nos sentimos empoderadas al crearla. Esta es una marca por y para MUJERES que se quieren comer el mundo. Es por esto que las invitamos a leer nuestra historia y sentir la dedicación, proximidad y amor que ponemos en cada una de nuestras piezas. 

Sincerely,

Alguien que te quiere ver triunfar. 

Mar de Luna is a handmade jewelry brand made with LOVE. We believe in the cosmos, energies, faith, the saints that protect us and the power in the materials and this is what we want to transmit with each pice and its story behind. Each piece contains a piece of my heart and is intended to empower the women who wears it as much as we feel empowered by creating it. This is a brand by and for WOMEN who feel they can eat the world. This is why we encourage you to read our story above and feel the proximity, courage and love we put into each piece. 

Imagen JPEG-9C9FDE0BC11B-1.jpeg

The Creator

Mi nombre es Maria Camila Jaramillo, bióloga de profesión y CEO, directora creativa, community manager, artesana y fotógrafa de Mar de Luna. Este lindo proyecto me ha permitido convertirme en un poquito de todo y me ha traido una felicidad increíble que especro transmitir a cada una de ustedes con  nuestras piezas elaboradas especialmente con amor.

Our Story

Desde pequeña me ha encantado el mundo de las manualidades y la joyería. Sin embargo, Mar de Luna surgió hace relativamente poco, cuando quise dar un detalle hecho a mano pero de buena calidad a una amiga muy especial para su cumpleaños. Compré los metros de cadena en oro y elaboré nuestra primera pieza, el dodecaedro en cristales. Al ver que tenía material de sobra dije ¿por qué no? Hice otro igual, tome mi primera foto y la subí a redes y para mi sorpresa, la vendí ese mismo día! Desde allí todo ha crecido acompañado de muchísimo amor y de una felicidad inmesurable que este proyecto aporta a mi vida.